ONGS COMPARTEN PREOCUPACIÓN POR LA NUEVA OFENSIVA POR PATENTES

Visto: 618

Farmacéuticos sin Fronteras acudirá a la OMS para denunciar la renovada presión de las multinacionales en Argentina contra el actual sistema de patentes farmacéuticas, anticipó su presidente Daniel Alvarado, para quien se presenta este año un escenario “muy pesado” en materia de propiedad intelectual.

“Esto es muy grave”, señaló Daniel Alvarado, al analizar la nueva ofensiva de las multinacionales para imponer cambios en la Ley de Patentes.

Farmacéuticos sin Fronteras y la Asociación Argentina de Salud Pública (AASAP) han decidido recurrir a su capacidad de incidencia en el ámbito de la OMS para presentar una denuncia contra la presión de las multinacionales.

La denuncia está siendo elaborada en Buenos Aires y sería presentada a comienzos de marzo.

“Estamos preocupados por el escenario que están preparando las multinacionales para este año, pues pretenden arrancar concesiones leoninas antes de un eventual cambio de gobierno y no vamos a quedarnos a mirar la pelea desde los balcones”, señaló Daniel Alvarado a Pharmabaires.

Alvarado coincidió que la presidencia de Jair Bolsonaro en Brasil “tampoco inspira confianza en que el Mercosur seguirá resistiendo las presiones de la UE” durante un tratado de libre comercio.

La posición de Farmacéuticos sin Fronteras de acudir a la OMS no es extemporánea ya que la organización internacional elaboró un programa de diez puntos para el acceso al medicamento aplicable al período 2019-2023, del que ya han opinado -sumando sugerencias- ONGs como Médicos sin Fronteras.

“Nosotros todavía no habíamos opinado sobre ese programa y esta es la oportunidad de hacerlo, ya que el programa de la OMS precisamente aborde el tema de la propiedad intelectual vinculada al acceso a los medicamentos”, resaltó Alvarado.

CAEME, la cámara de las filiales multinacionales en Argentina, lanzó una renovada ofensiva  por un nuevo régimen de patentes al molde sus casas matrices, durante una reunión convocada por la Secretaria de Industria para discutir el Plan Desarrollo Industria Farmacéutica y PyME.

Durante la reunión se originó un fuerte intercambio entre los directivos de CAEME y de las nacionales CILFA y Cooperala, cuando los voceros de las multinacionales dijeron que “Argentina no cumple con las normas internacionales”, sobre propiedad intelectual.

También denostaron las actuales Guías de Patentabilidad de biológicos y biotecnológicos, argumento que fue rebatido a continuación por CILFA, Cooperala y la CAB (cámara de empresas biotecnológicas de capital nacional).

CAEME  también  reclamó que las negociaciones Mercosur-UE “debe contener elementos de patentes que defiendan los estándares internacionales”. En otras palabras, aceptar el capítulo leonino que exigen desde Bruselas.

CILFA y Cooperala respondieron que habían mantenido sendas reuniones en el Ministerio de Industria y en la Cancillería “para aclarar este tema en defensa de los intereses nacionales”.

También mencionaron la jornada organizada por la UIA  con la presencia de los negociadores de la Cancillería, para fijar los límites de la negociación con la UE en medicamentos, agroquímicos, fertilizantes y otros sectores sensibles.