UN NUEVO TRATAMIENTO PARA EL CÁNCER DE MAMA CON MENOS EFECTOS ADVERSOS, APRUEBAN EN ARGENTINA

Visto: 625

- El nuevo tratamiento de Lilly de administración oral inhibe el crecimiento del tumor con un perfil de toxicidad diferente
- En Argentina, el cáncer de mama es la primera causa de muerte por cáncer en mujeres1
- Aproximadamente, de 5 a 10% de los casos de este tipo de cáncer se diagnostican en etapa metastásica a nivel global2

El innovador tratamiento para el cáncer de mama metastásico de Eli Lilly fue aprobado por la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT) en marzo de este año y ya se encuentra dentro de las opciones terapéuticas para el cáncer de mama metastásico con receptores hormonales positivos (RH+) y receptor 2 del factor de crecimiento epidérmico humano negativo (HER2).

El inhibidor de la ciclina D-CDK 4/6 está aprobado en Estados Unidos desde 2017 y ofrece mejores condiciones en calidad de vida para que las actividades de la mujer en el trabajo y en el hogar, se modifiquen lo menos posible.

El tratamiento consiste en una dosis oral diaria que reemplaza a la quimioterapia y también a los tratamientos con dosis intermitentes.

“Sin duda, esta es una excelente noticia para las personas que han sido diagnosticadas con cáncer de mama metastásico, ya que tendrán una nueva alternativa terapéutica que les ayudará a vivir más y con mejor calidad”, manifestó Chien Lee, Gerente General de Eli Lilly para Cono Sur.

Tras la revolución que representaron en su momento las terapias hormonales dirigidas para el tratamiento del cáncer de mama con receptores hormonales positivos, y luego de casi dos décadas sin grandes avances, hace apenas unos años apareció una nueva familia de drogas basadas en la inhibición de dos enzimas la CDK4 y CDK6 –que intervienen en el crecimiento de las células tumorales.

La introducción de los inhibidores de CDK4 y CDK6, como lo es la nueva molécula de Lilly, reflejan un cambio en el abordaje del cáncer de mama avanzado.

Victoria Costanzo, especialista en cáncer de mama del Instituto Flenin y Valeria Cáceres, del Instituto Roffo, señalaron que el nuevo tratamiento que constituye el tercer inhibidor disponible en el mercado, consiste en una dosis cada 12 horas de 150 mg junto con la terapia hormonal.

Como la aprobación de la ANMAT es reciente, los voceros de Lilly comentaron que hasta el momento solo treinta pacientes están recibiendo el tratamiento desde hace dos meses.

“Los estudios clínicos llevados a cabo demuestran que este nuevo tratamiento, ayuda a reducir significativamente el tamaño del tumor, y mejora tanto la Sobrevida Libre de Progresión como la Sobrevida Global de la persona diagnosticada con este tipo de patología”, destacó la doctora Melisa Fischman, Médica Oncóloga y asesora médica en oncología para Eli Lilly Argentina.

Cáceres y Costanzo destacaron que el nuevo tratamiento ha sido sometido a comprobación de resultados a través del denominado Estudio Condor que hizo un relevamiento de casi 40 millones de mujeres en todo el mundo con una tasa de sobrevida promedio de 80 a 85 por ciento y con picos de 95 por ciento en Nueva Zelanda y Australia.

“El nuevo tratamiento de Lilly de administración oral, inhibe el crecimiento del tumor, con un perfil de toxicidad diferente a otras drogas con similar mecanismo de acción. Esto también permitirá retrasar el uso de recursos hospitalarios o clínicos, como lo es la quimioterapia, cuyos efectos adversos son mayores”, subrayó Melisa Fischman.

1 Datos oficiales del Instituto Nacional de Cáncer Argentina – Dossier Cáncer de Mama
2 Stages III and IV Breast Cancer Lori Jardines, MD; Sharad Goyal, MD; Melanie Royce, MD, PhD; Ishmael Jaiyesimi, DO; and Shari B. Goldfarb, MD. June 1, 2015 https://www.cancernetwork.com/cancer-management/stages-iii-and-iv-breast-cancer

 “El desarrollo de este nuevo medicamento, también muestra una evidencia significativa y sustancial en pacientes con metástasis, incluso viscerales, que ya han recibido tratamiento hormonal con anterioridad cuyo beneficio clínico se refleja en la Sobrevida Global es decir el tiempo de vida de la persona”, señaló la doctora Melisa Fischman.

En conclusión, el nuevo medicamento de Lilly es inhibidor de CDK4 y CDK6 que se administra de forma oral y de manera continua, inhibiendo de manera sostenida la proliferación tumoral, y al mismo tiempo es 14 veces más selectivo al actuar sobre el subtipo CDK4, enzima que es la que interviene de manera principal en la patogénesis del cáncer de mama. El nuevo tratamiento ayuda al retraso de uso de quimioterapia, otorgando una sobrevida libre de progresión significativa y sustancial en primera y segunda línea en distintos subgrupos de pacientes, incluso en aquellos de pobre pronóstico.

Es importante aclarar que todo tratamiento oncológico debe ser prescripto por el médico tratante quien es el que mejor conoce la situación de cada paciente y las opciones de tratamiento adecuadas para cada contexto.

Enfermedad en Argentina en números

En Argentina, según las estimaciones de incidencia del Observatorio Global de Cáncer de la OMS de 2018, el cáncer de mama es el de mayor magnitud en cuanto a ocurrencia para 2018, con un volumen de más de 21.000 casos al año. El cáncer de mama representa el 17% de todos los tumores malignos y casi un tercio de los cánceres femeninos.
Si bien la mortalidad por cáncer de mama en Argentina viene disminuyendo de manera sostenida y estadísticamente significativa desde 1996, sigue siendo la primera causa de muerte por cáncer en mujeres argentinas, ocasionando 5.800 fallecimientos al año, por lo que existe una necesidad de continuar con la investigación y el desarrollo de nuevos tratamientos.
Victoria Costanzo detalló que en Argentina la enfermedad tiene el doble de incidencia que en el resto de América Latina y se ubica en niveles similares a los países desarrollados.
En Argentina, todos los años se detectan 1.900 nuevos casos y afecta a 71 mujeres sobre 100 mil, detalló la profesional.
La obesidad es el síntoma de mayor incidencia en el cáncer de mama, afirmaron.
En 2014 había 14 millones de mujeres con cáncer de mama de acuerdo a las estadísticas de la OMS y ese porcentaje llegará a 21.6 para el 2030.