MEDICAMENTOS PARA COVID 19 COINCIDEN EN ENSAYOS NEGATIVOS, PARA EVALUACIONES DE IECS

Visto: 643

Los medicamentos sometidos a estudios clínicos de efectividad para el COVID 19 hasta ahora han arrojado resultados negativos e incluso el remdesivir que había originado algunas tibias expectativas, también se encamina a ciegas, según el informe de la OMS que por error se filtró al periodismo.

El Instituto de Efectividad Clínica y Sanitaria (IECS) de Argentina aportó información sobre las drogas o combinaciones sometidas a ensayos para el COVID 19: Lopinavir/ritonavir, Remdesivir y  Cloroquina e hidroxicloroquina, con idénticas y desalentadoras conclusiones hasta ahora.

“La crisis también impulsó la producción científica vinculada con el virus y la pandemia a una velocidad sin precedentes, lo cual magnifica las dificultades para identificar las fuentes de información más confiables y las evidencias que son útiles para tomar decisiones”, advirtió IECS.

En el caso de lopinavir asociado a ritonavir “un único ensayo clínico controlado, no mostró una diferencia estadísticamente significativa en la reducción de mortalidad respecto a quienes no recibieron este tratamiento”, informó el instituto argentino.

“La estimación central del estudio podría sugerir una reducción de la mortalidad. Sin embargo el intervalo de confianza de esta estimación muestra gran imprecisión, mostrando que el tratamiento podría ser desde muy beneficioso o muy perjudicial, menciona IECS y la conclusión es “evidencia de baja calidad sobre el uso de en pacientes con COVID-19”

“Las guías o protocolos de manejo de COVID-19 de Argentina, China y Brasil recomiendan el uso de lopinavir asociado a ritonavir, mientras que la Organización Mundial de la Salud, el Centro de Control de Enfermedades de Estados Unidos y los gobiernos de España, Italia y Quebec no recomiendan su uso”, expone el informe sobre la falta de uniformidad sobre esta combinación que responde al nombre comercial Kaletra de AbbVie.

En cuando al remdesivir “no se encontraron estudios que hayan evaluado la eficacia y seguridad en pacientes con COVID-19” y el IECS además advirtió que “actualmente las principales guías de práctica clínica y recomendaciones de las principales sociedades internacionales, organismos gubernamentales o consensos de expertos no lo mencionan ni lo recomiendan para el tratamiento de estos pacientes”.  Además “no se encontraron estudios de costo-efectividad o de impacto presupuestario en Latinoamérica”.

Coincidentemente, se filtró el resultado negativo de un estudio del remdesivir que la OMS subió por error a su página web el jueves 23 de abril y que retiró poco después. Pero ya había sido capturado por muchos.

El medicamento antiviral remdesivir de Gilead Sciences no logró acelerar la mejora de los pacientes con Covid-19 ni evitar que murieran” filtró por descuido la OMS, sobre los resultados de un ensayo clínico realizado en China. Sin embargo, el laboratorio consideró que los datos sugieren un "beneficio potencial".

“Los autores proporcionaron un borrador del manuscrito a la OMS y lo publicaron inadvertidamente en el sitio web y lo retiraron tan pronto como se notó el error. El manuscrito se encuentra ahora en revisión por pares y estamos esperando una versión final antes de que la OMS comente sobre él”, explicó la portavoz de la OMS, Daniela Bagozzi.

La portavoz de Gilead, Amy Flood, respondió que la multinacional estadounidense lamentaba que "la OMS haya publicado prematuramente información sobre el estudio, que desde entonces se ha eliminado" y enfatizó que los investigadores que realizaron el estudio "no dieron permiso para la publicación de resultados".

Flood insistió que Gilead fue sorprendido por la filtración y "la publicación incluía una caracterización inapropiada del estudio".  Las conclusiones finales serán publicadas por los propios científicos participantes en el ensayo en una revista científica especializada, anticipó la vocera.

Gilead explicó que “debido a que el estudio se detuvo temprano porque tenía muy pocos pacientes, no puede permitir conclusiones estadísticamente significativas"., resumió Flood.

Sin embargo, "las tendencias en los datos sugieren un beneficio potencial para remdesivir, particularmente entre los pacientes tratados temprano en la enfermedad”, aseguró la vocera.

Según el resumen del estudio realizado de China, remdesivir "no se asoció con una diferencia en el tiempo de mejoría clínica" en comparación con un control de atención estándar. Después de un mes, parecía que el 13,9% de los pacientes remdesivir habían muerto en comparación con el 12,8% de los pacientes en control. La diferencia no fue estadísticamente significativa.

Tal como se diseñó originalmente, el estudio de China estaba destinado a inscribir a 453 pacientes. Se permitió a los pacientes ingresar al estudio hasta 12 días después del inicio de los síntomas de Covid-19. Una vez inscritos, los pacientes fueron aleatorizados de forma doble ciego y fueron tratados con infusiones diarias de remdesivir o un placebo durante 10 días.

El informe de IECS se completa con estudios de la Cloroquina e hidroxicloroquina en infección por COVID-19 que arrojaron “evidencia de muy baja calidad”.

IECS precisó que la OMS, el Centro de Control de Infecciones de Estados Unidos (CDC) y el gobierno de Canadá “no recomiendan” el uso de estas drogas que, por el contrario, fue públicamente promocionada por el presidente Donald Trump como “la vacuna” descubierta en su país.

La Agencia Europea de Medicamentos (EMA) también desestimó hace pocos días el uso de la cloroquina y la hidroxicloroquina, un agresivo antipalúdico, para tratar a enfermos de Covid-19 dado que "no se ha demostrado aún que este tratamiento sea efectivo".

https://www.iecs.org.ar/wp-content/uploads/IECS-IRR-762-VA-Remdesvir-en-COVID-19-1.pdf

https://www.iecs.org.ar/wp-content/uploads/IECS-IRR-765-VA-COVID-Cloroquina-e-hidroxicloroquina-1.pdf

https://www.iecs.org.ar/wp-content/uploads/Lopinavir-Ritonavir-en-COVID-19.pdf