INCERTIDUMBRE Y PREOCUPACIÓN POR LO QUE SE VIENE CON EL DÓLAR Y EL PAMI

Visto: 694

En los últimos días las nuevas medidas cambiarias introdujeron inquietudes sobre el futuro a corto plazo para los laboratorios nacionales. Al mismo tiempo, solicitaron a PAMI que reinicie las negociaciones porque se aproxima el vencimiento del actual Convenio con la industria.

Los laboratorios nacionales requieren de dólares para cancelar sus obligaciones con el exterior originadas básicamente en la importación de materias primas y así se lo hicieron saber al presidente del Banco Central, Miguel Pesce.

Si bien la industria no ha mencionado una cifra exacta, se estima que en lo inmediato requiere de 80 millones de dólares para cancelar sus obligaciones inmediatas y no por operaciones financieras, sino por requerimientos de insumos para sostener la producción.

En realidad, ya antes de las últimas medidas del Central bautizadas como “El supercepo”, las cámaras industriales del sector le habían anticipado al Ministerio de Desarrollo Productivo de las dificultades de sus asociados en conseguir las divisas necesarias para saldar con sus proveedores las importaciones de materias primas.

En el caso de las multinacionales, las restricciones podrían condicionar la importación de medicamentos terminados que facturan desde las casas matrices y se pagan también en dólares o euros.

En una carta enviada a Pesce, los laboratorios de Cooperala recordaron que la industria farmacéutica nacional importa más del 95 por ciento de sus materias primas y excipientes y en su operatoria de comercio exterior normal están los pagos a sus proveedores de ambos conceptos, sumado a que en algunos casos han comprado maquinarias o instrumental necesario para su funcionamiento o ampliación de producción en el país”.

En consecuencia, se le solicitó al Banco Central que se permita a los laboratorios que “no tienen problemas con las normativas del BCRA. que no medien atrasos, inconvenientes ni impedimentos en las solicitudes de compra de divisas para toda cancelación de deudas comerciales por giro comercial de materias primas, excipientes, nuevas maquinarias o nuevos instrumentales realizados a proveedores del exterior que se realizan en todos los casos por entidades bancarias”.

“De impedirse este accionar, se resentirá notablemente el esquema normal productivo y comercial del sector farmacéutico de capitales nacionales y esto agravará más su situación económica financiera dentro del marco de la Pandemia COVID 19, que ya ha conllevado importantes problemas a nuestros asociados PyMES”, completó el pedido.

Otro pedido de las cámaras de los laboratorios nacionales cursado por carta en los últimos días, estuvo dirigido a la conducción de PAMI solicitando una reunión en breve para comenzar a discutir el próximo Convenio con el organismo.

El pedido de CILFA y Cooperala surgió ante la cercanía en el tiempo que marca el vencimiento del actual Convenio a fines de octubre, o sea dentro de cuatro semanas.

Pero, además, por la quietud de PAMI expuesta en los últimos tiempos, pues la última reunión, posterior a la extensión del actual convenio, fue con laboratorios nacionales y colegios de farmacéuticos para discutir una cláusula que favorecería la prescripción de medicamentos de fabricación local.

Voceros de PAMI aseguran que esa cláusula sigue siendo una prioridad y volverán a colocar sobre la mesa de las negociaciones.

Pero, después de la última y ya lejana reunión en la que se tejieron opciones para aplicarla en el mercado convenciendo a médicos y farmacéuticos, no volvieron a encontrarse en torno a una mesa de negociación ni por zoom.

El otro tema son los precios de los ambulatorios que deberían actualizarse de acuerdo a la evolución de los precios del mercado de consumo masivo que es paralelo al denominado Precio PAMI y los descuentos que la obra social volverá a pedir para los oncológicos de alto precio.

Serán tiempos de negociaciones difíciles y todavía signadas por la pandemia cuando se presumía que lo peor habría pasado para cuando volviese a discutirse el próximo Convenio.