MINISTROS DE SALUD DEL MERCOSUR ALERTARON SOBRE LOS TLC Y LAS PATENTES MONOPÓLICAS

Los ministros de Salud del Mercosur firmaron una declaración sobre “la importancia de priorizar la salud pública en las negociaciones de acuerdos de libre comercio". Además propusieron “continuar promoviendo la adopción de criterios que protejan la salud pública en el examen de solicitudes de patentes”.

Los ministros también adoptaron la decisión de avanzar en la compra conjunta de medicamentos de alto costo para abaratar los precios de los fármacos que gozan de patentes monopólicas.

La declaración fue adoptada por los ministros de Argentina, Brasil, Paraguay, Uruguay y Chile –en su calidad de Estado Asociado–  en el marco de la XL Reunión de Ministros de Salud del Mercosur.

La posición compartida en el seno del Mercosur indica una orientación diferente a los procedimientos y normas que se emiten desde la administración del INPI de Argentina, que organizó un seminario con funcionarios propatentistas y directivos de multinacionales (ver nota principal).

Pero también va a contramano de lo que están negociando o autorizando con procedimientos como el PPH en otros países de la región. 

Por el contrario, la declaración de los ministros sintoniza con la advertencia lanzada recientemente por la Asamblea Anual de los laboratorios latinoamericanos de capital nacional agrupados en ALIFAR.

En el documento, el ministro de Argentina, Jorge Lemus, de Brasil, Ricardo Magalhaes Barros; de Paraguay, Antonio Barrios; y de Uruguay, Jorge Basso Garrido, también subrayaron la necesidad de “seguir fortaleciendo el acceso a los medicamentos genéricos y bioterapéuticos similares, de calidad, seguros y eficaces”.

También indicaron “la importancia de la inclusión de la Denominación Común Internacional en las patentes farmacéuticas a los efectos de facilitar la identificación de los medicamentos”.

El eje principal de la reunión fue la compra conjunta de medicamentos de alto costo “para lograr la adquisición a precios accesibles para nuestros pueblos”, tal como definió Lemus.

“Para no dejar a nadie atrás tenemos que ser muy cuidadosos con los recursos que sabemos que no son infinitos. Estamos mancomunados para enfrentar los desafíos comunes con nuestro máximo objetivo que es la salud de la población”, subrayó el ministro argentino.

El ministro Antonio Barrios de Paraguay declaró que “la agenda de la reunión incluyó temas que nos interesan muchísimo como la compra conjunta de medicamentos y vacunas”.

Por su parte, el ministro brasileño indicó que “el margen de ahorro que podría producir la compra conjunta es significativo ya que en negociaciones conjuntas de productos patentados podemos conseguir descuentos que puede llegar a un 70 u 80 por ciento”.

“Hemos sido beneficiados en compras conjuntas por tema VIH a través de las cuales la población chilena se beneficia con precio justo de esos medicamentos. Esta reunión es muy importante para la búsqueda de acuerdos de presupuestos accesibles para nuestra población”, manifestó el jefe de la División de Políticas Públicas del Ministerio de Salud Pública de Chile, Tito Pizarro Quevedo.

“La declaración de los ministros de Salud del Mercosur se inscribe en un contexto que reconoce al suministro de medicamentos esenciales como uno de los pilares de la atención primaria de la salud y, siguiendo resoluciones internacionales, manifiesta la responsabilidad de los Estados para garantizar el más alto nivel posible de salud a partir del acceso a medicamentos asequibles, seguros, eficaces y de calidad”, completó el ministro argentino.